Karl Freund

CONDE (Drácula)

Conde es uno de los títulos europeos con los que los monarcas muestran su gratitud a ciertas personas. Este reconocimiento suele llevar parejo un determinado tratamiento asociado al mismo pero actualmente no concede ningún tipo de privilegio, como antaño que recibían tierras o exenciones de impuestos, entre otras gracias. Su forma femenina es condesa y su señorío se denomina condado. (Wikipedia)

“Uno de los oficios más distinguidos que hallamos entre las dignidades de la Corona de Asturias, fue el de Conde: el cual, como en el reino de los Godos, estaba destinado al desempeño de varios importantes negocios, aunque reducido su número y ocupación al estado de una república pobre y casi precaria”
Juan de Mariana (1536-1624) Jesuita, teólogo e historiador español

DRÁCULA (Dracula) – 1931

Director Tod Browning
Guion Garrett Fort y Dudley Murphy
Fotografía Karl Freund
Música Jacques Offenbach, Pyotr Ilyich Tchaikovsky, Franz Schubert y Richard Wagner
Producción Universal
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 72m. B/N
Reparto Bela Lugosi, Helen Chandler, David Manners, Dwight Frye, Edward Van Sloan, Herbert Bunston, Frances Dade, Joan Standing.

“Este es un vino muy viejo. Espero que le guste (…) Yo nunca bebo… vino.”

Indiscutible clásico del cine de terror, basado en la celebérrima novela de Bram Stocker, que significó uno los grandes éxitos surgidos de los estudios Universal y, que, junto a EL DOCTOR FRANKENSTEIN (1931) de James Whale, contribuyó de manera decisiva a sentar las bases del género con la llegada del sonoro. Inspirada en la adaptación teatral homónima de Hamilton Deane y John L. Badderston, reseñaba el ínclito enfrentamiento entre el conde transilvano que se alimentaba de sangre y el estudioso/cazador de vampiros profesor Van Helsing a través de una siniestra y pesadillesca puesta en escena de poderosa consistencia dramática y fascinadora estilización barroca. El fallecimiento de Lon Chaney a raíz de un cáncer de garganta le concedería la oportunidad de convertirse en estrella al mediocre y por entonces semidesconocido Bela Lugosi, quien se identificó de por vida con su personaje hasta el punto de dormir los últimos años de su vida en un ataúd e, incluso, sería enterrado a petición de sus familiares (y por expresa voluntad del actor) con la capa de satén negro y rojo que utilizó durante el rodaje.

Otras películas protagonizadas por un CONDE o una CONDESA

Esposas frívolas – Erich von Stroheim (1922)
Senso – Luchino Visconti (1954)
La edad de la inocencia – Martin Scorsese (1993)

DARWINISMO (Doble asesinato en la calle Morgue)

Teoría biológica que explica el origen de las especies naturales mediante el concepto de evolución o transformación de unas en otras a través de variaciones en las características hereditarias que se producen de modo no aleatorio, sino por selección natural y adaptación al medio. (google.es)

“El darwinismo ha existido en todos los tiempos, desde que Moisés presentó la historia de la creación, pasando sucesivamente de los animales inferiores hasta llegar al hombre”
Johan August Strindberg (1849-1912) Escritor y dramaturgo sueco

DOBLE ASESINATO EN LA CALLE MORGUE (Murders in the Rue Morgue) – 1932

Director Robert Florey
Guion Tom Reed, Dale Van Avery y John Huston
Fotografía Karl Freund
Producción Universal
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 61m. B/N
Reparto Bela Lugosi, Sidney Fox, Brandon Hurst, Leon Ames, Arlene Francis, Bert Roach, Leon Waycoff, Noble Johnson, D’Arcy Corrigan, Herman Bing.

“¿Herejía? ¿Siguen quemando hombres por herejía? ¡Entonces quémeme señor, encienda el fuego! ¿Cree que esta pequeña llama podrá apagar la luz de la verdad? ¿Cree que estas tablas y estos telones son mi única vocación? ¡Son tan sólo una trampa para atrapar el dinero de los tontos! Mi vida está consagrada a un gran experimento… ¡Les aseguro que demostraré la relación del hombre con el mono!”

Estremecedora adaptación libérrima de un relato fantástico de idéntico título escrito por Edgar Allan Poe, que forma parte de aquellos soberanos clásicos terroríficos que encumbraron en los primeros años treinta la gloriosa etapa de la Universal. El interesante y prácticamente olvidado Robert Florey explotó con verdadera inspiración un ambiente de malsana nocturnidad para desarrollar esta intrigante sinfonía del horror y el sadismo, centrada en uno de los temas más frecuentados en el género por la productora: el del sabio trastornado por sus tenebrosas e irrefrenables ansias de procreación, en esta ocasión, un doctor parisino convencido de las teorías de Darwin y obcecado en originar una nueva especie mediante el cruce de mujeres y simios. La ingente singularidad de la función estribaba en su apasionante impregnación de los fundamentos expresionistas (no en vano se contaba con la contribución del operador Karl Freund), la hipnótica caracterización del gran Bela Lugosi como el Dr. Mirakle y la portentosa, e insólita para la época, creación del gorila depredador.

Otras películas que tratan el DARWINISMO

La herencia del viento – Stanley Kramer (1960)
La duda de Darwin – Jon Amiel (2009)
Rincón de Darwin – Diego Fernández (2013)

LANGOSTA (La buena tierra)

Insecto de cuerpo alargado, ojos prominentes, antenas finas, seis patas (las posteriores muy largas y robustas, con las que da grandes saltos) y alas protegidas por unas placas duras denominadas élitros; se alimenta de vegetales y se reproduce con gran rapidez, por lo que algunas especies migratorias constituyen plagas dañinas para la agricultura. (google.es)
Las plagas de langosta son un desastre natural devastador. Han sido temidas y respetadas a lo largo de la historia y, desgraciadamente, siguen causando estragos en la actualidad (…) Las plagas de langostas destruyen cosechas y causan daños enormes en la agricultura, con la miseria humana y la hambruna que esto conlleva. Se encuentran en muchas partes del mundo, pero en la actualidad son más destructivas en las tierras de agricultura de subsistencia de algunas regiones de África. (nationalgeographic.es)

LA BUENA TIERRA (The good earth) – 1937

good

Director Sidney Franklin
Guión Talbot Jennings, Tess Slesinger y Claudine West
Fotografía Karl Freund
Música Herbert Stothart
Producción Metro Goldwyn Mayer
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 134m. B/N
Reparto Paul Muni, Luise Rainer, Walter Connolly, Tilly Losch, Charley Grapewin, Jessie Ralph, Keye Luke, Soo Yong, William Law, Mary Wong.

“El ánima de una gran nación se expresa en la vida de sus gentes más humildes”

Melodrama de tracción épico/folletinesca, basado en la novela homónima de Pearl S. Buck y en la obra teatral de Owen y Donald Davis que ésta inspiró, que florece como arquetipo del “cine de prestigio” cultivado por la Metro Goldwyn Mayer a mediados de los treinta con la abrumadora perfección en todos los apartados técnicos que permitía su profusión presupuestaria y la excelsitud creativa de los profesionales que en ellos intervenían; sirvan como ejemplo Karl Freund como operador o el gran Cedric Gibbons como director artístico. Esta elegía dramática sobre la inaudita capacidad humana para hacer frente a los infortunios, dedicada a la memoria del productor Irving Thalberg, que falleció antes de los cuatro años invertidos en la misma, narraba con vigor y emotividad el fluctuante recorrido vital de un matrimonio de campesinos en la convulsa China de principios del siglo XX, interpretados por un gran Muni y una todavía mejor Luise Rainer. Difícil olvidar la fisicidad de escenas como la siega del trigo ante la tormenta de granizo, el asalto revolucionario a la Casa Grande o la lucha contra la plaga de langostas.

Otras películas que reproducen una PLAGA DE LANGOSTAS

Beginning of the end – Bert I. Gordon (1957)
Días del cielo – Terrence Malick (1978)
La cosecha – Stephen Hopkins (2007)

URBE (Berlín, sinfonía de una ciudad)

Ciudad, especialmente la que tiene un gran número de habitantes. (google.es)

“Madrid es una urbe donde nadie te da la lata con las cuestiones identitarias”
Albert Boadella (1943-) Actor y dramaturgo español

BERLÍN, SINFONÍA DE UNA CIUDAD (Berlin – Die symphonie der großstadt) – 1927

sinfoni

Director Walther Ruttmann
Guión Walther Ruttmann y Karl Freund
Fotografia Karl Freund, Reimar Kuntze, Robert Baberske y László Schäffer
Música Edmund Meisel
Producción Deutsche Vereinsfilm AG
Nacionalidad Alemania
Duración 69m. B/N

A partir de una idea del productor Carl Mayer, principal responsable del “kammerspielfilm”, Ruttmann enriqueció el vanguardismo experimental revelado en sus cuatro OPUS (1921-1925) con esta arrebatadora composición fílmica encomendada a atrapar la esencia vital y rítmica de la gran urbe berlinesa a través de un veloz encadenamiento de imágenes reales y figurativas, supeditadas a un trastorno temporal intrínseco. Prolongando las teorías sobre el montaje preconizadas por Vertov con su “cine-ojo” y tomando como referente la descripción lírica de una jornada parisina plasmada por Alberto Cavalcanti en RIEN QUE LES HEURES (1926), reprodujo con suma destreza el acontecer cotidiano de la capital germana desde la placidez del alba hasta el desconcierto de la medianoche, sin rehusar los “collages” fotográficos y las sobreimpresiones, hasta lograr un documental hermético y geometrista, cuya trascendencia resultaría crucial para la evolución del género. El propio Ruttmann recuperó su espíritu en 1929 con la arribada del sonido para forjar una prolongación titulada LA MELODIA DEL MUNDO.

Otras películas documentales que captan el pulso cotidiano de una URBE

Manhatta – P.Strand y C.Sheeler (1921)
Lluvia – J.Ivens y M.Franken (1929)
São Paulo, sinfonía de una metrópolis – A.Kemeny y R.R.Lustig (1929)

LAVABO (El último)

1. Pila fija, de porcelana o de cerámica, con uno o más grifos y un desagüe, que suele estar en el cuarto de baño y se usa sobre todo para lavarse las manos, la cara y los dientes.
2. Habitación destinada al aseo personal, en la que, además de esta pila, suele haber un váter, una ducha y un bidé.
3. En un establecimiento público, lugar donde se encuentran el váter y la pila para lavarse las manos.
http://es.thefreedictionary.com/lavabo

“Hay que acabar el repugnante ritmo cinematográfico actual, esta convencional y enojosa retórica del movimiento de la cámara. ¿Cómo creer en el más banal de los melodramas cuando la cámara sigue al asesino por todas partes en travelling, hasta el lavabo donde va a lavarse la sangre que mancha sus manos?”
Salvador Dalí (1904-1989) Pintor, escultor, grabador, escenógrafo y escritor español

EL ÚLTIMO (Der letzte mann) – 1924

ultimo

Director F.W. Murnau
Guión Carl Mayer
Fotografía Karl Freund y Robert Baberske
Música Giuseppe Becce
Producción UFA
Nacionalidad Alemania
Duración 88m. B/N
Reparto Emil Jannings, Maly Delschaft, Max Hiller, Hans Unterkirchen, Hermann Vallentin, Emilie Kurtz, Georg John, Olaf Storm, Emmy Wida.

A partir de un brillante guión de Carl Mayer, Murnau confeccionó este sórdido e imperecedero drama social en torno a los lacerantes pormenores de la vejez y la ruindad de la tiranía capitalista, que constituye una de las grandes obras maestras de la producción muda europea. La cruel y afrentosa desconsideración laboral sufrida por el portero de un suntuoso hotel berlinés tras verse relegado por su avanzada edad al cuidado de los lavabos de caballeros, conformaba el argumento de un film verdaderamente relevante de cara al desarrollo de la cinematografía alemana por delimitar la transición del expresionismo, representado en su tratamiento plástico y en su sabia utilización de luces y sombras, al realismo social, patente en sus acentuados contrastes ambientales y en una asombrosa movilidad de la cámara; procedimiento (fruto de la estrecha colaboración entre el genial realizador y el operador Karl Freund) que contribuyó a hacer innecesaria la utilización de intertítulos explicativos (salvo en el dudoso epílogo impuesto por la censura) y supuso una decisiva renovación en el lenguaje cinematográfico de la época. Por supuesto, cabe destacar el prodigioso alarde de facultades interpretativas del gran Emil Jannings.

Otras películas con alguna destacada escena en un LAVABO

El guateque – Blake Edwards (1968)
Yo, Cristina F. – Uli Edel (1981)
Trainspotting – Danny Boyle (1996)