Cine negro

PRUEBA (La carta)

Cosa material, hecho, suceso, razón o argumento con que se prueba o se intenta probar que algo es de una determinada manera y no de otra. (google.es)
(en derecho) Todo motivo o razón aportado al proceso por los medios y procedimientos aceptados en la ley para llevarle al juez al convencimiento de la certeza sobre los hechos discutidos en un proceso. Ciertos autores le asignan a la prueba el fin de establecer la verdad de los hechos y no solamente el convencimiento al juez. (Wikipedia)

“La más clara prueba de que existe vida inteligente en otros planetas es que aún no han venido a visitarnos”
Sigmund Freud (1856-1939) Médico neurólogo austriaco de origen judío, padre del psicoanálisis

LA CARTA (The letter) – 1940

Director William Wyler
Guión Howard Koch
Fotografía Tony Gaudio
Música Max Steiner
Producción Warner Bros.
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 95m. B/N
Reparto Bette Davis, Herbert Marshall, James Stephenson, Gale Sondergaard, Sen Yung, Frieda Inescort, Bruce Lester, Cecil Kellaway.

“Solíamos vernos una o dos veces por semana. Nadie llegó a sospechar nada. Cada vez que nos veíamos me odiaba a mí misma, pero solo vivía pensando en verle de nuevo (…) Era como una persona que padece una grave enfermedad y no quiere recuperarse. En la misma agonía sentía placer”

Memorable adaptación de la pieza teatral homónima de William Somerset Maugham, a su vez inspirada en un cuento basado en hechos reales e incluido en su libro recopilatorio The casuarina tree, que trataba sobre el tormentoso e incontrolable sentimiento de la pasión adúltera y los poderosos privilegios de la clase alta en asuntos legales a partir del asesinato cometido por la ambiciosa, pérfida y manipuladora esposa del responsable de una plantación de caucho en la colonia anglosajona de Malasia. Un largometraje de una progresión dramática admirable, favorecido por la concienzuda dirección del siempre efectivo Wyler, la talentosa dirección de fotografía de Gregg Toland y unas prominentes interpretaciones a cargo de Herbert Marshall, cuya sobriedad interpretativa ya había sido puesta al servicio de Jean de Limur en la primera versión de la novela (1929), y, cómo no, de la gran Bette Davis, que despedazaba los cánones de belleza establecidos en Hollywood con sus ojos saltones mientras se consolidaba como una rutilante estrella de modales altivos e impetuosa personalidad.

Otras películas en cuyo título reside la PRUEBA incriminatoria del delito

Testigo de cargo – Billy Wilder (1957)
Único testigo – Peter Weir (1985)
La caja de música – Constantin Costa-Gavras (1989)

CICATRIZ (Scarface, el terror del hampa)

Marca que se produce en nuestra piel y que es el resultado directo de una herida curada y cerrada en los tiempos correspondientes. Cabe destacar, que la cicatriz es la consecuencia del desgarro del llamado tejido epitelial, cuestión que no implica su corte. (definicionabc.com)

“Los niños muestran sus cicatrices como medallas. Los amantes las usan como secretos que revelar. Una cicatriz es lo que sucede cuando la palabra se hace carne”
Leonard Cohen (1934-2016) Poeta, novelista y cantautor canadiense

SCARFACE, EL TERROR DEL HAMPA (Scarface, shame of a nation) – 1932

Scarface

Director Howard Hawks
Guión Ben Hecht
Fotografía Lee Garmes y L. William O’Connell
Música Adolph Tandler y Gus Arnheim
Producción United Artists
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 99m. B/N
Reparto Paul Muni, Ann Dvorak, George Raft, Karen Morley, Vince Barnett, Boris Karloff, Osgood Perkins, C. Henry Gordon, Tully Marshall.

“Los billetes de cien dólares te ciegan, pero seguro que algún día tropezarás y caerás a las alcantarillas, donde debes estar”

Partiendo de la novela homónima de Armitrage Trail sobre la figura de Al Capone, Hawks compuso una obra cumbre del género negro que propició un categórico afianzamiento de los principios del cine de gangsters en su temática e iconografía, reemplazando el cariz heroico de largometrajes como HAMPA DORADA (1931), al parecer, también libremente inspirado en el capo del rostro cruzado por una cicatriz, por un viso de denuncia social graduado a través de una mezcla de repulsa y fascinación. La historia del célebre mafioso (inolvidable Muni) y su febril ascenso de simple guardaespaldas a la máxima autoridad del crimen organizado de Chicago, revisada con nervio y estridencia por Brian De Palma en EL PRECIO DEL PODER (1983), deparaba un retrato de la corrupción y amoralidad en la época de la Ley Seca de una rigurosa crudeza realista, trazado, que, unido al afecto posesivo y casi incestuoso del personaje por su hermana, provocó que la cinta fuese censurada durante un par de años, e, incluso, que el productor y todopoderoso magnate Howard Hughes tuviera que hacer frente a presiones dirigidas desde la cárcel por el mismísimo Capone.

Otras películas donde el rostro de uno de sus protagonistas está marcado con una CICATRIZ

La cicatriz – Steve Sekely (1948)
La choca – Emilio Fernández (1974)
El caballero oscuro – Christopher Nolan (2008)

CAJA (El beso mortal)

Recipiente que, cubierto con una tapa suelta o unida a la parte principal, sirve para guardar o transportar en él algo. (RAE)

“No me retiraré mientras siga manteniendo mis piernas y mi caja de maquillaje”
Bette Davis (1908-1989) Actriz estadounidense

EL BESO MORTAL (Kiss me, deadly) – 1955

beso

Director Robert Aldrich
Guión A.I. Bezzerides
Fotografía Ernest Laszlo
Música Frank De Val
Producción Parklane Pictures
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 104m. B/N
Reparto Ralph Meeker, Cloris Leachman, Albert Dekker, Paul Stewart, Maxine Cooper, Gaby Rodgers, Wesley Addy, Nick Dennis, Jack Elam.

“Primero encuentras un hilo. Ese hilo te lleva a un cordón, ese cordón te lleva a una soga… Y con esa soga te cuelgan del cuello”

Uno de los ejercicios más cáusticos, vehementes e indescifrables que nos ha deparado la fértil cantera del cine negro lo encontramos en este áspero y paroxístico thriller antinuclear, basado en una novela homónima de Mickey Spillane, que basculaba su feroz y enrevesada intriga en torno a la imparable oleada de crímenes que comporta la persecución de una preciada caja de misterioso contenido. A través de un ritmo narrativo endiabladamente impetuoso, un perturbador sentido de la violencia y un tratamiento estético casi wellesiano, con encuadres angulados y efectos de montaje sobrecogedores, Aldrich compuso un desencantado retrato de la amoral, deshumanizada y desorbitadamente materialista sociedad estadounidense para constatar la impotencia del individuo frente a la corrupción dimanante del poder establecido, y, de este modo, arremeter de forma solapada contra el entonces vigente maccarthysmo. Ralph Meeker encarnó con sarcástico talante al disoluto y antipático detective privado Mike Hammer, rubricando de esa guisa la actuación más distinguida de toda su carrera.

Otras películas en cuyo argumento hallamos una CAJA misteriosa

Eloísa está debajo de un almendro – Rafael Gil (1943)
Mulholland Drive – David Lynch (2001)
Trash – Alejo Rébora (2010)

TAROT (El callejón de las almas perdidas)

Baraja de naipes a menudo utilizada como medio de consulta e interpretación de hechos (presentes, pasados o futuros), sueños, percepciones o estados emocionales que constituye, además, un tipo de cartomancia. Sus orígenes datan al menos del siglo XIV. La técnica se basa en la selección de cartas de una baraja especial, que luego son interpretadas por un lector, según el orden o disposición en que han sido seleccionadas o repartidas. https://es.wikipedia.org/wiki/Tarot_(adivinaci%C3%B3n)

“Anoche me quedé despierto jugando poker con cartas de Tarot. Logré un Full y cuatro personas murieron”
Steven Wright (1955-) Actor, director y comediante estadounidense

EL CALLEJÓN DE LAS ALMAS PERDIDAS (Nightmare alley) – 1947

nightnare

Director Edmund Goulding
Guión Jules Furthman
Fotografía Lee Garmes
Música Cyril J. Mockridge
Producción 20th Century Fox
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 111m. B/N
Reparto Tyrone Power, Coleen Gray, Joan Blondell, Helen Walker, Taylor Holmes, Mike Mazurki, Ian Keita, Julia Dean, George Matthews.

“En todos los tiempos, el hombre ha intentado ver tras el velo que le oculta el futuro. Ha habido algunos hombres que miraron a través del cristal… y vieron. ¿Es algún poder que el cristal posee o es utilizado por el vidente para transmitir lo que ve en su interior?”

Uno de los melodramas hollywoodienses más atrayentes e insólitos de los años cuarenta, basado en una ya de por sí sorprendente novela homónima de William Lindsay Gresham, que perdura como la gran obra maestra de su director y representa el punto culminante en la trayectoria de varios de sus máximos responsables, desde el renombrado Jules Furthman, hasta el siempre efectivo Lee Garmes, pasando por el mismísimo Tyrone Power, quien, por cierto, desorientó a sus incondicionales con un personaje de naturaleza turbadora, mezquina y enigmática, ajeno a su tradicional imagen de galán aventurero. Su profunda ambigüedad moral, el inusual matiz morboso de las secuencias oníricas y el acentuado pesimismo que diseminaba un argumento desplegado dentro de un clima tan sórdido y opresivo como rarefacto (el ascenso y caída de un ávido embaucadur de feria ambulante), propiciaron el fracaso comercial de esta incomprendida joya cinematográfica, infundida por las entonces divulgadísimas teorías del psicoanálisis y aferrada a una manifiesta voluntad de denuncia social.

Otras películas donde están presentes las cartas de TAROT

Sed de mal – Orson Welles (1958)
Marea nocturna – Curtis Harrington (1961)
Cleo de 5 a 7 – Agnès Varda (1962)

FUGITIVO (Los amantes de la noche)

El término fugitivo es el que se aplica a aquellas personas que, condenadas o sospechadas por algún tipo de delito o crimen, escapan de la policía o de la ley escondiéndose y no dejando que la justicia aplique las sanciones o los castigos correspondientes a su situación. http://www.definicionabc.com/derecho/fugitivo.php

“Allá donde se cruzan los caminos, donde el mar no se puede concebir, donde regresa siempre el fugitivo, pongamos que hablo de Madrid”
Joaquín Sabina (1949-) Cantautor y poeta español

LOS AMANTES DE LA NOCHE (They live by night) – 1948

live

Director Nicholas Ray
Guión Charles Schnee
Fotografía George E. Diskant
Música Leigh Harline
Producción RKO
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 96m. B/N
Reparto Farley Granger, Cathy O’Donnell, Howard Da Silva, Helen Craig, Jay C. Flippen, Will Wright, Marie Bryant, Ian Wolfe, Harry Harvey.

“Cualquiera les puede descubrir, no pueden gastar el dinero y saben una cosa: los atraparán. Cada vez que oigan un ruido en la puerta, su corazón pegará un salto. Y el corazón tiene un límite, no aguanta tanto”

Gracias a la amistosa influencia del prestigioso productor John Houseman, Nicholas Ray pudo oficializar su debut como realizador con esta producción del género negro en serie B, que adaptaba con verdadero poderío la novela policíaca de Edward Anderson Thieves like us y, además, esbozaba con nitidez algunos de los componentes temáticos que distinguirían la posterior obra de uno de los grandes talentos del cine clásico norteamericano. Un romanticismo amargo y exasperado, así como su perseverante apego hacia la juventud marginal e insurrecta, quedaron sobradamente plasmados en esta desgarradora historia de “amour fou” entre dos adolescentes perseguidos por la ley y por las implacables e insanas garras del destino, ambientada en los difíciles años de la Gran Depresión, donde ya evidenciaba un aliento poético inusitado, un vigor narrativo pocas veces visto hasta entonces en un director novel y una sorprendente capacidad para la dirección de actores, que salvaba con creces el comprometedor escollo de contar con un reparto poco conocido e inexperto.

Otras películas cuyo argumento trata de la persecución de un FUGITIVO

Malas tierras – Terrence Malick (1973)
El fugitivo – Andrew Davis (1993)
Un mundo perfecto – Clint Eastwood (1993)