Carter Burwell

VALLA (Tres anuncios en las afueras)

Cartelera situada en calles, carreteras, etc., con fines publicitarios. (RAE)
Una valla publicitaria es una estructura de publicidad exterior consistente en un soporte plano sobre el que se fijan anuncios publicitarios. Las vallas se han convertido en parte habitual del paisaje urbano e interurbano presentando anuncios o mensajes publicitarios. La cantidad, ubicación y colocación de las vallas (retranqueos, separación, agrupación de vallas, etc.) en cada localidad está determinada por el propio Ayuntamiento. En ocasiones, también existen normativas estatales sobre su colocación en determinados entornos. (Wikipedia)

“Todavía no se han levantado las vallas que le digan al talento: ‘De aquí no pasarás’”
Ludwig van Beethoven (1770-1827) Compositor, director de orquesta, pianista y profesor de piano alemán

TRES ANUNCIOS EN LAS AFUERAS (Three Billboards Outside Ebbing, Missouri) – 2017

three

Director Martin McDonagh
Guion Martin McDonagh
Fotografía Ben Davis
Música Carter Burwell
Producción Blueprint Pictures/Film4/Fox Searchlight
Nacionalidad Reino Unido/ Estados Unidos
Duración 112m. Color
Reparto Frances McDormand, Woody Harrelson, Sam Rockwell, John Hawkes, Peter Dinklage, Caleb Landry Jones, Lucas Hedges.

“Lo que necesitas para ser un detective es amor. Porque a través del amor llega la calma y con la calma viene el pensamiento (…) Ni siquiera necesitas un arma. Y definitivamente no necesitas odio. El odio nunca resolvió nada, pero la calma sí. Y el pensamiento, también. Inténtalo. Pruébalo solo para variar”

Dilatando la orientación de heterogeneidad tonal e inexactitud genérica acuñada en sus tres primeras realizaciones, entre ellas el oscarizado cortometraje SIX SHOOTER (2004), Martin McDonagh evidenció una suerte de madurez creativa al escenifcar esta comedia dramática de trasfondo criminal acerca de la particular cruzada que una mujer madura divorciada de clase trabajadora emprende contra el negligente departamento policial de su localidad, en su opinión, responsable de que el asesinato con violación de su hija adolescente continúe todavía impune. A través de una esmerada estética de western moderno y un impecable guion colmado de giros, requiebros y diálogos de una negra socarronería, la película hurga en el perfil psicológico de una galería de personajes sumidos en la frustración, pesadumbre e ignorancia para sacudir las miserias de la Norteamérica profunda y, al mismo tiempo, subrayar la inaudita complejidad de las relaciones humanas. Una obra audaz, fulgurante, de una sensibilidad casi abstracta, enriquecida por un terceto interpretativo (McDormand, Harrelson, Rockwell) sencillamente magistral.

Otras películas que contienen la decisiva aparición de una VALLA PUBLICITARIA

Paris, Texas – Wim Wenders (1984)
Jamón, Jamón – Bigas Luna (1992)
Interestatal 60 – Bob Gale (2002)

BOWLING (El gran Lebowski)

Deporte de salón que consiste en derribar un conjunto de piezas de madera (llamados bolos, pinos o palitroques) mediante el lanzamiento de una pesada bola contra ellas. La pista tiene unas dimensiones de 19,20 metros de largo por 1,06m de ancho y una zona de aproximación como mínimo de 4,60 metros. La confección de la misma antes se realizaba con listones de madera de arce americano con un ancho de 39 listones de 27,17 mm. Hoy en día se utilizan pistas sintéticas, simulando las líneas de los listones que sirven de referencia a los jugadores en sus lanzamientos. La bola es esférica y dispone de tres agujeros de forma que pueda ser tomada con poca fuerza. El peso de esta bola suele estar entre las 9 y las 16 libras (aproximadamente entre 4,08 y 7,25 kg.) y su diámetro es de 218,3 mm. (Wikipedia)

“Me miras en tu TV. Di que mi trabajo es fácil. Di que no soy atlético. Crees que mi deporte es patético. Pero no puedes juzgarme hasta que hayas caminado una milla con mis zapatos de bowling”
Stephen Lynch (1971-) Comediante, músico y actor estadounidense

EL GRAN LEBOWSKI (The big Lebowski) – 1998

Director Joel Coen
Guion Joel Coen y Ethan Coen
Fotografía Roger Deakins
Música Carter Burwell
Producción Polygram/Working Title Films
Nacionalidad Estados Unidos/ Reino Unido
Duración 117m. Color
Reparto Jeff Bridges, John Goodman, Julianne Moore, Steve Buscemi, David Huddleston, Philip Seymour Hoffman, Sam Elliott, John Turturro, Ben Gazzara.
* Creedence Clearwater Revival – Lookin’ out my back door

“¿Es que todo el mundo se ha vuelto loco?! ¡¿Es que soy el único por aquí que no se caga en las reglas?! ¡Apunta un cero!”

En su perseverante obstinación por caricaturizar con implacable desencanto el vacío moral de la sociedad estadounidense, los hermanos Coen recurrieron a las enrevesadas tramas de seducción y mentiras del cine negro clásico (y en particular a la narrativa policíaca cultivada por Raymond Chandler) para formalizar este grotesco y subversivo ensamblaje de thriller criminal y lisérgica comedia surrealista, poblado de un inaudito catálogo de estrambóticos perdedores y rebosante de situaciones tan divertidas como imprevisibles. Una intriga construida a golpe de divagaciones, sinsentidos y extravagancias, a menudo instigadas por un irreverente sentido de la provocación, que emergía de la confusión de identidad que vincula al antihéroe protagonista (un desencantado holgazán exhippie de Los Ángeles, apodado ‘The Dude’, tan aficionado al bowling como a fumar marihuana y beber rusos blancos) con el secuestro de la esposa florero de un inválido millonario. A destacar su reluciente y apasionada sublimación de la filosofía de bolera, la coreográfica recreación berkelayana de los sueños y un paródico homenaje a la banda electrónica alemana Kraftwerk.

Otras películas donde se practica el BOWLING

Dreamer – Noel Nosseck (1979)
Vaya par de idiotas – Peter Farrelly y Bobby Farrelly (1996)
Sex, death and bowling – Ally Walker (2015)

CONTENCIÓN (Carol)

1. Acción de contener o contenerse.
2. Cualidad de los sentimientos, pasiones o impulsos contenidos o refrenados. (google.com)

“En la contención es donde primero se muestra el Maestro”
Johann Wolfgang von Goethe (1749-1832) Poeta, novelista, dramaturgo y científico

CAROL (Carol) – 2015

Director Todd Haynes
Guion Phyllis Nagy
Fotografía Edward Lachman
Música Carter Burwell
Producción Film4 Productions/Killer Films/Number 9 Films
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 118m. Color
Reparto Cate Blanchett, Rooney Mara, Sarah Paulson, Kyle Chandler, Jake Lacy, Cory Michael Smith, Carrie Brownstein, John Magaro, Kevin Crowley.

“… Hasta entonces, no puede haber contacto entre nosotras. Tengo mucho que hacer y tú querida mía, mucho más. Por favor, cree que haría lo que sea para verte feliz. Así que hago lo único que puedo… Te libero”

Persistiendo en su determinación por recuperar el espíritu del melodrama clásico hollyoodiense de los cincuenta, tan formidablemente recreado en la intachable LEJOS DEL CIELO (2002) y la serie televisiva MILDRED PIERCE (2011), Todd Haynes formalizó esta libre adaptación de la novela homónima de Patricia Highsmith (originalmente publicada en 1952 con el título The price of salth y bajo el seudónimo de Claire Morgan) en torno a la profunda, vibrante y liberadora historia de amor homosexual que brota entre una joven dependienta de Manhattan con aspiraciones a fotógrafa y una mujer de seductora y sofisticada belleza (maravillosa Cate Blanchett), apresada en un acomodado e ingrato matrimonio en proceso de ruptura. El realizador californiano solventaba este conflicto emocional de irreprimible atracción e inadecuado contraste clasista a través de una coreografía sensitiva de abrumadora franqueza expositiva, narrativamente vertebrada en un extenso flashback, que dotaba de significativa preeminencia al primer plano y recurría a la expresividad corporal y al poder de la mirada como esenciales rasgos distintivos para representar el deseo y la contención de la pareja.

Otros dramas románticos marcados por la CONTENCIÓN amorosa

Breve encuentro – David Lean (1945)
La edad de la inocencia – Martin Scorsese (1993)
Los puentes de Madison – Clint Eastwood (1995)

DINERO (Antes que el diablo sepa que has muerto)

Medio de intercambio, por lo general en forma de billetes y monedas, que es aceptado por una sociedad para el pago de bienes, servicios y todo tipo de obligaciones (…) Muchas personas aseguran que el dinero es una especie de dios y no están tan erradas. El ser humano ha aprendido a depender tanto de él que incluso es capaz de dejar de lado sus principios con tal de obtener más dinero, puede robar, matar, abandonar, etc. Además, se ha construido un sistema en el que la palabra necesidad ha sido muy manoseada y en esa clasificación han entrado bienes que claramente no son de primera necesidad. (definicion.de)

“El dinero es como cualquier otro virus: una vez pudre el alma del que lo alberga, parte en busca de sangre fresca” (novela La sombra del viento)
Carlos Ruiz Zafón (1964-) Escritor español

ANTES QUE EL DIABLO SEPA QUE HAS MUERTO (Before the devil knows you’re dead) – 2007

Director Sidney Lumet
Guion Kelly Masterson
Fotografía Ron Fortunato
Música Carter Burwell
Producción Linsefilm/Michael Cerenzie Productions/Unity Productions
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 123m. Color
Reparto Philip Seymour Hoffman, Ethan Hawke, Albert Finney, Marisa Tomei, Aleksa Palladino, Rosemary Harris, Michael Shannon.

“Sabes, en la contabilidad de una inmobiliaria uno puede estudiar la lista de la A a la Z y hacer que todo encaje. Todos los días, los cálculos coinciden. El resultado siempre equivale a la suma de sus partes. Es limpio, es claro, preciso, absoluto. Pero mi vida… no coincide. Nada encaja con nada. No soy la suma de mis partes. Mis partes no equivalen a lo que yo soy, supongo”

Tres años después de recibir un Oscar honorífico por el conjunto de toda su carrera, el octogenario Sidney Lumet reivindicó su figura como cronista oficial de la urbe neoyorquina al proyectar este drama criminal angustioso y vehemente sobre el desplome emocional de una familia burguesa ulcerada por la envidia, el desprecio, la frustración y el egoísmo que alimentan dos hermanos capaces de todo para resolver sus respectivos aprietos económicos, incluso de atracar la joyería de sus propios padres. Rodada en formato digital y narrativamente deconstruida con modélica exactitud en dos bloques temporales, según los puntos de vista de sus tres protagonistas masculinos, evidencia una portentosa sensatez, rotundidad y dominio de lo funesto e induce a reflexionar sobre una humanidad regida en torno al dinero, propensa a corromper los valores establecidos, subvertir el sentido común y dar rienda suelta a los más bajos instintos con el único propósito de fortalecer el dichoso estatus social. Mención especial merece el abrumador recital interpretativo de todo el reparto, así como la persuasiva explotación de la faceta más sensual de Marisa Tomei.

Otras películas que versan sobre una urgente e imperiosa necesidad de obtener DINERO

El salario del miedo – Henri-Georges Clouzot (1953)
Lloviendo piedras – Stephen Frears (1993)
Irina Palm – Sam Garbarski (2007)

SOBREVALORACIÓN (No es país para viejos)

Circunstancia en la cual un activo cotiza por encima de su valor intrínseco, esto es, el valor real y objetivo. (economipedia.com)

“Siempre he sospechado que la amistad está sobrevalorada. Como los estudios universitarios, la muerte y las pollas largas. Los seres humanos elevamos ciertos tópicos a las alturas para esquivar la poca importancia de nuestras vidas. De ahí que la amistad aparezca representada como pactos de sangre, lealtades eternas e incluso mitificada como una variante del amor más profunda que el vulgar afecto de las parejas. No debe ser tan sólido el vínculo cuando la lista de amigos perdidos es siempre mayor que la de amigos conservados” (novela Cuatro amigos)
David Trueba (1969-) Escritor, periodista, director de cine, guionista y actor español

NO ES PAÍS PARA VIEJOS (No country for old men) – 2007

Director Joel Coen y Ethan Coen
Guión Ethan Coen y Joel Coen
Fotografía Roger Deakins
Música Carter Burwell
Producción Miramax Films/Paramount Vantage/Scott Rudin Productions
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 122m. Color
Reparto Josh Brolin, Tommy Lee Jones, Javier Bardem, Kelly Macdonald, Woody Harrelson, Stephen Root, Garret Dillahunt.

“Un hombre tiene que poner su alma en juego. Debería decir: ‘Está bien, voy a ser parte de este mundo'”

La escasa entidad y trascendencia de sus dos anteriores películas hizo que este esperado supuesto retorno de los Coen a los orígenes temáticos que en su momento los encumbraron fuese recibido por la crítica con desmesurada ponderación, si nos atenemos al decaimiento de una tensión narrativa en principio bien planteada, la prescindible acumulación de lances absurdos o resoluciones tediosas y un final abierto tan abrupto como decepcionante. Basada en la homónima novela de corte existencialista de Cormac McCarthy, exploraba los confines entre la decencia y la inmoralidad, el pundonor y la vileza más espeluznante, a partir de la descarnada persecución a través del desierto tejano de un botín de dos millones de dólares, derivado de una fallida transacción de heroína. Una road-movie con aroma de western crepuscular, matizada con ramalazos del característico humor negro coeniano, que acierta en lo concerniente a la creación de una atmósfera enrarecida, displicente y agorera o en el retorno a una violencia de rugosa y primitiva visceralidad, personificada en el estremecedor comportamiento psicopático de un imperturbable sicario de ridícula melena, interpretado con convicción por Javier Bardem.

Otras películas, que, en mi opinión, se han beneficiado de una extremada SOBREVALORACIÓN crítica

Al final de la escapada – Jean-Luc Godard (1960)
Easy rider (Buscando mi destino) – Dennis Hopper (1969)
El club de la lucha – David Fincher (1999)