Claude Rains

INVISIBILIDAD (El hombre invisible)

Cualidad de un cuerpo físico visible de no ser visto en condiciones de luz normales para un supuesto observador. Hasta principios del siglo XXI esta cualidad solo era posible en la naturaleza y se daba en gases y seres u objetos que, por su tamaño, el ojo humano no era capaz de captar sin ayuda de lentes u otra tecnología diseñada para tal menester. Los científicos creen haber descubierto la forma de alterar el efecto de la luz sobre un cuerpo físico para conseguir el efecto de invisibilidad de forma artificial gracias a telas compuestas por estructuras electrónicas nanométricas. La consecución de este logro tiene importantes aplicaciones en la industria del espionaje y la guerra (…) La invisibilidad ha sido tratada en numerosas ocasiones por escritores y cineastas de ficción ya sea científica o mágica, casi siempre planteando el peligro que supone que este don caiga en malas manos. (Wikipedia)

“El temor de las cosas invisibles es la semilla natural de lo que cada uno llama para sí mismo religión”
Thomas Hobbes (1588-1679) Filósofo inglés

EL HOMBRE INVISIBLE (The invisible man) – 1933

invisible

Director James Whale
Guión Robert Cedric Sherriff
Fotografía Arthur Edeson
Música W. Franke Harling
Producción Universal
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 71m. B/N
Reparto Claude Rains, Gloria Stuart, Una O’Connor, William Harrigan, Forrester Harvey, John Carradine, Henry Travers, Holmes Herbert.

“Empezaremos con un puñado de asesinatos. Gente importante, gente pequeña… Simplemente para demostrar que no hacemos distinciones”

Apremiado por el productor Carl Laemmle Jr. tras el éxito de EL DOCTOR FRANKENSTEIN (1931), Whale adaptó otra prestigiosa obra literaria, en esta ocasión la novela de H.G.Wells, para proseguir ajustando las bases del género fantástico y, en especial, de que aquel poderoso y reconocible estilo dispersado por la Universal de los treinta. Aunque el feroz ajamiento que produce el paso de los años no ha afectado a los entonces innovadores efectos especiales de John P. Fulton, que aún continúan sorprendiendo por su agudeza y originalidad, sí ha influido en su tenue y rudimentaria puesta en escena, que, vista hoy en día, reviste un aspecto que balancea entre la insubstancialidad de su acepción dramática a ciertos apuntes humorísticos de chirriante e inadecuada tosquedad y, además, elude el análisis moral y psicológico que sugiere la célebre historia del doctor trastornado por los malévolos poderes de la invisibilidad. No obstante, sustenta atrevimiento descriptivo y un vigor plástico que le confieren la categoría de clásico, ni que decir infinitamente superior a las atronadas secuelas perpretradas por Joe May, EL HOMBRE INVISIBLE VUELVE (1940), y Ford Beebe, LA VENGANZA DEL HOMBRE INVISIBLE (1944).

Otras películas que abordan el tema de la INVISIBILIDAD

Te veo y no te veo – Robert Butler (1972)
Memorias de un hombre invisible – John Carpenter (1992)
El hombre sin sombra – Paul Verhoeven (2000)

IDEALISMO (Caballero sin espada)

1. Tendencia a considerar el mundo y la vida de acuerdo con unos ideales o modelos de armonía y perfección que no se corresponden con la realidad.
2. En filosofía, sistema que niega la existencia de las cosas en sí mismas, sin estar ligadas a la conciencia humana.
http://es.thefreedictionary.com/idealismo

“Toda decisión que toma una persona proviene de sus valores y sus metas. Las personas pueden tener muchas metas y valores: fama, ganancias, amor, supervivencia, diversión y libertad son sólo algunas de las metas que una buena persona puede tener. Cuando la meta es ayudar a los demás tanto como a uno mismo, lo llamamos idealismo”
Richard Stallman (1953-) Programador estadounidense y fundador del movimiento por el software libre en el mundo

CABALLERO SIN ESPADA (Mr. Smith goes to Washington) – 1939

smith

Director Frank Capra
Guión Sidney Buchman
Fotografía Joseph Walker
Música Dimitri Tiomkin
Producción Columbia
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 129m. B/N
Reparto James Stewart, Jean Arthur, Claude Rains, Thomas Mitchell, Eugene Pallette, Harry Carey, Beulah Bondi, Guy Kibbee, Porter Hall.

“Las causas perdidas son las únicas por las que merece la pena luchar”

Portavoz de la esperanza idealista promulgada por el “New Deal” de Roosevelt, de quien era amigo personal, Capra cultivó durante la segunda mitad de los treinta y primera de los cuarenta un cine que defendía a ultranza las buenas intenciones frente al burocratismo y la corrupción del sistema social americano; casi siempre de la mano de un honesto, candoroso y tenaz ciudadano anónimo dispuesto a combatir contra el poder financiero o político, como sucede con el neófito senador encarnado insuperablemente por James Stewart en este fogoso e inofensivo alegato en favor de la democracia, basado en un relato homónimo de Lewis R. Foster. Si bien este utópico discurso humanista ha quedado hoy en día algo desfasado por su patriótico ingenuismo, justo es reconocer la agilidad y persuasión con las que el sublime realizador manipuló su puesta en escena para que ironía, emotividad, tensión y romanticismo se aunaran hasta conformar un impecable ejercicio cinematográfico que culminaba en el portentoso y maratoniano discurso en el Senado, sin duda, uno de los momentos más emblemáticos de la comedia clásica norteamericana.

Otras películas que versan sobre el IDEALISMO

Y el mundo marcha – King Vidor (1928)
El gran dictador – Charles Chaplin (1940)
Una mujer y tres hombres – Ettore Scola (1974)

ARQUERO (Robin de los bosques)

1. Soldado que peleaba con arco y flechas.
2. Persona que practica el tiro con arco.
(Espasa-Calpe)

“Nos casamos, pensamos en ser felices juntos por siempre, pero llega Libra, la balanza que todo lo mide. Pondera nuestra felicidad y la encuentra deficitaria, y cuando nos hallamos tristes a causa de esta cuestión… ¡Señor! Escorpio, o escorpión, nos hace dar un salto repentino, pues nos pincha por detrás. Todavía nos estamos curando de la herida cuando llega el flechazo, es Sagitario, el arquero, que se está divirtiendo. Mientras estamos arrancándonos el dardo llega Capricornio, o el macho cabrío. Completamente lanzado, llega como un huracán y nos hecha de cabeza lejos de nuestro hogar” (novela Moby Dick)
Herman Melville (1819-1891) Escritor estadounidense

ROBIN DE LOS BOSQUES (The adventures of Robin Hood) – 1938

robin2

Director Michael Curtiz y William Keighley
Guión Norman Reilly Raine y Seton I. Miller
Fotografía Sol Polito y Tony Gaudio
Música Eric Wolfgang Korngold
Producción Warner Bros.
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 102m. Color
Reparto Errol Flynn, Olivia de Havilland, Basil Rathbone, Eugene Pallette, Patrick Knowles, Claude Rains, Melville Cooper, Una O’Connor.

“Organizaré la revuelta, tendréis muerte por muerte y no descansaré hasta que todos los sajones del condado se alcen libres y puedan luchar por su rey Ricardo”

Incuestionable clásico del cine de aventuras de todos los tiempos que, sin duda alguna, prevalece como la mejor película realizada sobre el legendario arquero sajón de los bosques de Sherwood y su implacable lucha contra la tiranía normanda para defender la corona de Ricardo “Corazón de Léon”. Dotada de un trepidante sentido del ritmo narrativo, constituye un auténtico recital de recursos hollywoodienses, tanto técnicos como humanos: magistral dirección firmada por la pareja Curtiz/Keighley (el primero en sustitución del segundo), portentosa fotografía en Technicolor, un inolvidable diseño de vestuario a cargo de Milo Anderson, espectacular dirección artística de Carl Jules Weyl e impecable música de Korngold, un compositor tan sobresaliente como infravalorado. Mención especial merece el plantel de actores, con un inmejorable equipo de secundarios y una exquisita pareja formada por Olivia de Havilland y Errol Flynn, ídolo generacional por su acrobática vitalidad y protagonista de un antológico duelo final con Basil Rahtbone, espadachín villano por antonomasia del cine americano.

Otras películas protagonizadas por un ARQUERO

El halcón y la flecha – Jacques Tourneur (1950)
Guerra de flechas – Kim Han-Min (2011)
El arco – Kim Ki-duk (2005)

REENCUENTRO (Casablanca)

Coincidencia en un mismo lugar de dos o más personas que no se veían desde hacía tiempo. (Larousse Editorial)

“No te dejes abatir por las despedidas. Son indispensables como preparación para el reencuentro y es seguro que los amigos se reencontrarán, después de algunos momentos o de todo un ciclo vital”
Richard Bach (1936-) Escritor estadounidense

CASABLANCA (Casablanca) – 1942

curtiz

Director Michael Curtiz
Guión Julius J. Epstein, Philip G. Epstein y Howard Koch
Fotografía Arthur Edeson
Música Max Steiner
Producción Warner Bros.
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 102m. B/N
Reparto Humphrey Bogart, Ingrid Bergman, Claude Rains, Paul Henreid, Conrad Veidt, Sydney Greenstreet, Peter Lorre, John Qualen.
* Dooley Wilson – As time goes by

“Yo no valgo mucho, pero es fácil comprender que los problemas de tres pequeños seres no cuentan nada en este loco mundo. Algún día lo comprenderás”

La perfecta química y el indescifrable halo de misterio que irradiaba su maravillosa pareja protagonista, el conjunto de casualidades e inconvenientes de su azarosa gestación, la solvencia de Curtiz para resolver los problemas surgidos en un rodaje donde se reescribía el guión a diario, el cúmulo de instantáneas o frases citables que del mismo brotaron… Todas estas circunstancias contribuyeron a convertir esta irrepetible adaptación de la obra Everybody comes to Rick de Murray Bennett y Joan Allison en una leyenda cinéfila, en un icono cultural sin fecha de caducidad, en una de las obras maestras del Séptimo Arte. El nostálgico e imprevisto reencuentro amoroso entre el cínico propietario de un café ubicado en la convulsa ciudad marroquí y la altiva esposa de un jefe de la resistencia antinazi con la que vivió un intenso romance en París, deparaba un carrusel de ideales patrióticos, pasiones reprimidas y sentimientos heridos, esenciales y eternos, como inmortalizaba acariciando el piano Dooley Wilson con la archiconocida canción As time goes by, compuesta por Herman Hupfeld.

Otras películas que narran el inesperado REENCUENTRO de un amor pretérito

Carta de una desconocida – Max Ophüls
Crónica de un amor – Michelangelo Antonioni
La mujer de al lado – François Truffaut (1981)

TRANSFORMACIÓN (La extraña pasajera)

Acción o procedimiento mediante el cual algo se modifica, altera o cambia de forma manteniendo su identidad. http://es.wikipedia.org/wiki/Transformaci%C3%B3n

“Transformar una experiencia en conciencia, en esto estriba ser hombre”
André Malraux (1901-1976) Novelista, aventurero y político francés

LA EXTRAÑA PASAJERA (Now, voyager) – 1942

now

Director Irving Rapper
Guión Casey Robinson
Fotografía Sol Polito
Música Max Steiner
Producción Warner Bros.
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 117m. B/N
Reparto Bette Davis, Paul Henreid, Claude Rains, Gladys Cooper, John Loder, Lee Patrick, Bonita Granville, Ilka Chase, Franklin Pangborn.

“No puedo dejar de pensar en ti, ni tampoco puedo sacarte de mi corazón. Si fuera libre sólo habría una cosa que desearía hacer, demostrarte que no eres inmune a la felicidad”

Arropado por una impecable producción consignada a realzar el potencial interpretativo de Miss Davis, el discreto artesano Irving Rapper firmó esta pulcra adaptación del folletín homónimo de Olive Higgins Prouty, inspirado a su vez en el poema Leaves of grass de Walt Whitman, que se encuentra entre los melodramas norteamericanos más celebrados y menos evocados de los años cuarenta. La transformación del despreciado “patito feo” de un arbitrario hogar bostoniano en una dama refinada e independiente, cuyo renovado espíritu bulle tan anheloso por enjugar su almacenada pasión amorosa como por impartir la ternura, comprensión y generosidad que ella nunca recibió, armonizaba la evocación romántica con ciertas connotaciones psicoanalíticas e, incluso feministas, hasta trazar una vital exhortación sobre la obligatoria autoexigencia que todo ser humano debe imponerse para perseguir su felicidad. Grandes actuaciones y laureada música de Steiner para un film de indelebles momentos, entre los que sobresale el hábito del personaje interpretado por Henreid de encender dos cigarrillos a la vez.

Otras películas sobre TRANSFORMACIONES

My fair lady – George Cukor (1964)
Superman – Richard Donner (1978)
El perfume: historia de un asesino – Tom Tykwer (2006)