Eduard Artemiev

LEVITACIÓN (El espejo)

Efecto por el que un cuerpo u objeto se halla en suspensión estable en el espacio, sin mediación de otro objeto físico en contacto con el primero que sustente al que levita o “flota”, todo ello bajo efectos de la gravedad; o también el fenómeno no ordinario que consiste en que un cuerpo se levante sobre la tierra, manteniéndose en el aire sin apoyo natural. es decir la persona se queda suspendida en el aire sin ninguna ayuda de un tercero. (Wikipedia)

“El arte es un método de levitación, separa a uno de la esclavitud de la tierra”
Anaïs Nin (1903-1977) Escritora estadounidense

EL ESPEJO (Zerkalo) – 1975

espejo

Director Andrei Tarkovsky
Guión Andrei Tarkovsky y Aleksandr Misharin
Fotografía Georgi Rerberg
Música Eduard Artemiev
Producción Mosfilm
Nacionalidad Unión Soviética
Duración 108m. Color y B/N
Reparto Margarita Terekhova, Innokenti Smoktunovski, Larissa Tarkovskaia, Alla Demidova, Philip Yankovski, Ignat Danitsev, Yuri Nazarov.
* Henry Purcell – They tell us that your mighty powers

“Decimos cosas banales porque no creemos en la naturaleza que llevamos dentro. Todo es desconfianza, prisas… Falta tiempo para pensar”

Sin abandonar el estilo metafísico-existencial que siempre caracterizó su cine, Tarkovsky decidió explorar la subjetividad de la memoria para desempolvar episodios acontecidos en el seno de su familia y, con ellos, prescribirse una especie de ejercicio espiritual y purificador con el que poder autoanalizarse y exhumar sus obsesivos sentimientos personales. Utilizando el espejo del título como metáfora de un críptico y desmenuzado repaso a la vida de su madre, el flemático e intelectual cineasta ruso brindaba una película de fascinadora e inquietante complejidad, donde intercalaba los poemas escritos por su padre y recitados por él mismo en un alud de imágenes sobrecogedoras (entre ellas material documental de noticiarios sobre distintos conflictos bélicos), acentuadas por un portentoso empleo del plano-secuencia e imponentes movimientos de cámara. Desacreditada en su momento por su irracionalidad estilística y su dificultosa intelección, discurre con firmeza, precisión e intensidad sobre cuestiones tan importantes como la infancia, la maternidad, la ruptura conyugal o el éxtasis amoroso.

Otras películas que contienen alguna LEVITACIÓN

El exorcista – William Friedkin (1973)
El lado oscuro del corazón – Eliseo Subiela (1992)
Birdman o (La Inesperada Virtud de la Ignorancia) – Alejandro González Iñárritu (2014)

DACHA (Quemado por el sol)

Casa de campo, habitualmente de una familia urbana, que se usa estacionalmente. Se puso de moda entre la clase media rusa desde finales del siglo XIX, lo que se reflejó en ‘El jardín de los cerezos’, famosa obra de teatro escrita por Antón Chéjov en 1904. Generalmente pequeñas, incluso en algunos casos se trata de simples cabañas de madera que sólo se pueden utilizar en el verano, cuando los intensos fríos del invierno ceden. Sin embargo, también puede tratarse de casas de gran tamaño, varias plantas y numerosas comodidades (…) En la antigua Unión Soviética, la dacha se asociaba a las casas que usaban los altos dirigentes del Partido Comunista. (Wikipedia)

“Mirando los patios de las dachas vecinales, he ahí las hojas levantadas por el viento. La trepidación de las últimas libélulas, de la muerte presagiosos sueños” (poema Las dachas en pleno otoño)
Valeri Briúsov (1873-1924) poeta, dramaturgo, traductor, crítico literario e historiador ruso

QUEMADO POR EL SOL (Utomlyonnye solntsem) – 1994

quemado2

Director Nikita Mikhalkov
Guión Nikita Mikhalkov y Rustam Ibragimbekov
Fotografía Vilen Kalyuta
Música Eduard Artemyev
Producción Caméra One/Le Studio Canal+/Studio Trite
Nacionalidad Rusia/ Francia
Duración 152m. Color
Reparto Oleg Menshikov, Ingeborga Dapkunaite, Nikita Mikhalkov, Nadezhda Mikhalkova, Svetlana Kryuchkova, Vyacheslav Tikhonov.

“Pero un día, todo esto acabó: se acabó el café que tomaban en tazas como éstas, se acabaron las charlas y el croquet de la tarde, se acabaron las lecturas interrumpidas por los grillos. Acabaron las discusiones, las risas y todo lo demás. Acabaron porque llegó la guerra”

Verano de 1936. Un distinguido coronel bolchevique disfruta plácidamente del retiro en su bucólica dacha, en compañía de su mujer y su hija, pero la imprevista visita de un viejo conocido provocará una conmoción catártica en sus vidas que extraerá toda la amargura, falsedad, resentimiento y contradictoria melancolía que en ellas se anida. Esta interesante premisa argumental sirvió a Nikita Mikhalkov para construir este melodrama reposado y contemplativo, donde proyectaba una férrea introspección moral sobre conceptos tan básicos como la mentira, la añoranza o la resignación ante el paso del tiempo a partir de una inexorable mirada al dramático período stalinista. El resultado final daría como fruto uno de los largometrajes más emocionantes, perturbadores y asimismo grandilocuentes de su filmografía, apoyado en unas espléndidas interpretaciones (con mención especial para su soberbio protagonista, Oleg Menshikov) y en un crucial trabajo de fotografía, que invocaba a la grandeza y luminosidad de la naturaleza con apasionamiento, sensibilidad y un presuntuoso esteticismo.

Otras películas parcialmente ambientadas en una DACHA

Doctor Zhivago – David Lean (1965)
Solaris – Andrei Tarkovsky (1972)
Country visitors – Sergey Ursulyak (1995)

MONGOL (Urga, el territorio del amor)

Los mongoles son un grupo étnico que se originó en lo que en la actualidad es Mongolia, Rusia y la República Popular China, principalmente en lo que hoy en día es la región autónoma de Mongolia Interior y las repúblicas Buriatia, Kalmukia, Tuvá y Yakutia de la Federación Rusa. El año 2004 eran unos 8.500.000 y hablan el idioma mongol (…) Los mongoles tenían por costumbre usar la misma vestimenta tanto hombres como mujeres, lo cual hacia difícil diferenciarlos (…) En su condición de pueblo nómada, solían vivir en tiendas de campaña hechas de piel de caballo (…) La actividad más importante de los hombres era la caza y trabajaban sólo para producir armas. Tenían un gran espíritu de cooperación, nunca se robaban ni se peleaban entre ellos, difícilmente traicionaban a su señor y eran muy respetuosos los unos con los otros. (Wikipedia)

“El imperio mongol ha sido tratado poco en la literatura española y eso que fue una orda brutal que asoló el mundo en el siglo XII y XIII”
Isabel San Sebastián (1959-) Periodista española

URGA, EL TERRITORO DEL AMOR (Urga) – 1991

urga

Director Nikita Mikhalkov
Guion Nikita Mikhalkov y Rustam Ibragimbekov
Fotografía Vilen Kalyuta
Música Eduard Artemyev
Producción Caméra One/Aria/CNC/Hachette/Studio Trite/UGC Images
Nacionalidad Unión Soviética/ Francia
Duración 120m. Color
Reparto Bayaertu, Badema, Vladimir Gostukhin, Larissa Kuznetsova, Baoyinhexige, Babushika, Bao Yongyan, Wurinile, Jon Bochinski.

¿Sabes lo que es un urga? Una vara larga con un lazo en la parte superior. Los mongoles capturan a sus animales con esto y cuando hacen el amor en la estepa lo colocan en el suelo para advertir a los demás. Al poderse ver desde muy lejos, nadie les molesta”

La peculiar relación de amistad intercultural que se establece entre un joven pastor mongol y un camionero ruso, nutrida de irrebatibles reminiscencias del DERSU UZALA (1975) de Akira Kurosawa, constituye la base sobre la que se sustenta esta atractiva fábula costumbrista, encuadrada entre las mejores realizaciones del cineasta soviético. Alternando el drama y la comedia con gran lucidez, Mikhalkov demostraba una peculiar destreza para analizar la tradicional confrontación cultural, transitando de una iluminada, respetuosa y pacífica crónica etnográfica a un imprevisto, estridente e incluso futurista epílogo urbano. Pero, más allá de este singular, desconcertante y anárquico desarrollo argumental (sobrecogedora resulta la inesperada interpretación al acordeón del pasodoble “España cañí” de Luis Marquina), el film ofrecía un veraz y profundo canto a la confraternidad sin fronteras, dotado de un adecuado y generoso espíritu pedagógico y plasmado a través de un exquisito tratamiento visual, en el que las imágenes de la anchurosa estepa china irrumpían con una aplastante belleza y lirismo.

Otras películas sobre el pueblo MONGOL

La historia del camello que llora – B.Davaa y L.Falorni (2003)
El perro mongol – Byambasuren Davaa (2005)
La boda de Tuya – Wang Quan’an (2006)

ZONA (Stalker)

1. Extensión de terreno cuyos límites están determinados por razones administrativas, políticas, etc.
2. Cualquier parte de un terreno o superficie encuadrada entre ciertos límites.
(2005 Espasa-Calpe)

“Cada ciudad con 800 mil o un millón de habitantes, genera su propia zona prescindible, compuesta por esa gente sin oficio ni beneficio, en el filo de la navaja entre la sobrevivencia y el delito”
Carlos Monsiváis (1938-2010) Escritor mexicano

STALKER (Stalker) – 1979

zona

Director Andrei Tarkovsky
Guión Andrei Tarkovsky, Arkadiy Strugatskiy y Boris Strugatskiy
Fotografía Aleksandr Knyazhinski
Música Eduard Artemyev
Producción Mosfilm/ZDF
Nacionalidad Unión Soviética
Duración 163m. B/N y Color
Reparto Aleksandr Kaidanovsky, Anatoly Solonitsyn, Nikolai Grinko, Natalya Abramova, Alisa Freyndlikh, Faime Jurno, Raymo Rendi.
* Eduard Artemyev – Meditation

“Un hombre escribe porque está atormentado, porque duda. Necesita probarse a sí mismo y a los demás que es alguien que merece la pena”

El último largometraje que Tarkovsky rodó en su país natal antes de su exilio a Italia fue esta perturbadora e imponente parábola metafísica en torno a la expedición iniciática que dos consternados individuos (un científico y un escritor) emprenden junto a su pertinente guía (el “stalker”) a un territorio prohibido denominado “la zona”, cargado de una inescrutable energía capaz de alterar la percepción de las personas y satisfacer sus más ocultos deseos. Este místico y retorcido manifiesto tarkovskiano de insondable abstracción conceptual, basado en la novela The roadside picnic de Arkadi y Boris Strugatski, presentaba con recursos técnicos más bien limitados una sociedad venidera dilapidada por un sistema político represivo y una aplicación destructivista de la ciencia para recapacitar sobre el sino de la humanidad y la importancia de preservar en todo momento la fe y la esperanza. Un film polémico, de mensaje equívoco y enorme complejidad moral, que pone de manifiesto la irracionalidad estética de su autor y revela tanto su dominio del plano-secuencia como su lento y, en ocasiones, tedioso estilo caligráfico.

Otras películas sobre ZONAS

El Danubio rojo – George Sidney (1949)
Zona libre – Amos Gitai (2005)
En tierra hostil – Kathryn Bigelow (2008)

TAIGA (Siberiada)

Bioma caracterizado por sus formaciones boscosas de coníferas, siendo la mayor masa forestal del planeta.​ En Canadá se emplea «bosque boreal» para designar la zona sur del ecosistema, mientras que «taiga» se usa para la zona más próxima a la línea de vegetación ártica. En otros países se emplea «taiga» para referirse a los bosques boreales rusos. Geográficamente se sitúan en el norte de Rusia europea y Siberia, norte de Europa, en la región de la Bahía del Hudson, en el norte de Canadá y en el estado de Alaska. Está limitada al sur por la estepa y al norte por la tundra. (Wikipedia)

“Aquí, muchachos, impera la ley de la taiga. Pero incluso aquí las personas se las arreglan para vivir. ¿Sabéis quienes son los que no llegan a viejos? Los que lamen las sobras de otros hombres, los que confían en la enfermería y los que se chivan al compadre” (novela Un día en la vida de Iván Denísovich)
Aleksandr Solzhenitsyn (1918-2008) Escritor e historiador ruso

SIBERIADA (Siberiade) – 1978

siberiade

Director Andrei Konchalovsky
Guión Andrei Konchalovsky y Valentin Ezhov
Fotografía Levan Paatashvili
Música Eduard Artemyev
Producción Mosfilm/Satra/Sovexportfilm
Nacionalidad Unión Soviética
Duración 275m. Color y B/N
Reparto Vladimir Samoilov, Vitali Solomin, Nikita Mikhalkov, Natalja Andreychenko, Ljudmilla Gurchenko, Sergei Shakurov.

“Se muere no el que está viejo sino el que se ha pasado de madurez”

Antes de dosificar con cuentagotas su aparente talento en la industria hollywoodiense, adonde acudió aburrido de las estrictas pautas morales, artísticas e ideológicas que trazaba el gobierno comunista, Konchalovsky legó al cine soviético moderno una de sus páginas más poéticas y arrebatadoras con esta epopeya histórica en torno a las eventualidades que a lo largo de buena parte del siglo XX han de hacer frente dos familias rivales de distinto rango afincadas en Yelán, una remota aldea de la taiga siberiana. El apego a la propia tierra y sus tradiciones por encima de los aires de conversión y progreso que acarrea el implacable transcurrir del tiempo actuaban como “leit-motiv” de una revoltosa contextura coral con propiedades místicas y esporádicos matices oníricos e ilusorios, como la figura del imperecedero abuelo, fragmentada en capítulos serenados por calmosas tomas de su salvaje naturaleza y didácticos interludios gráficos en torno al devenir histórico del país. Sublime fotografía y admirables interpretaciones, entre ellas la del hermano del director y también destacado cineasta Nikita Mikhalkov.

Otras películas ambientadas en la TAIGA siberiana

La carta que nunca fue enviada – Mikhail Kalatozov (1959)
Dersu Uzala – Akira Kurosawa (1975)
Happy people: A year in the taiga – D.Vasyukov y W.Herzog (2010)