Boris Karloff

LIBERTAD (Los inconquistables)

1. Facultad de las personas para actuar según su propio deseo en el seno de una sociedad organizada y dentro de los límites de reglas definidas.
2. Derecho que tienen las personas para hacer una cosa sin que intervenga una autoridad.
3. Estado de quien no está preso ni sometido a la voluntad de otro.
http://es.thefreedictionary.com/libertad

“La libertad no es el poder de hacer lo que queremos, sino el derecho de ser capaces de hacer lo que debemos”
Lord Acton (1834-1902) Historiador inglés

LOS INCONQUISTABLES (Unconquered) – 1947

inconquistables

Director Cecil B. De Mille
Guión Charles Bennett, Frederic M. Frank y Jesse Lasky Jr.
Fotografía Ray Rennahan
Música Victor Young
Producción Paramount
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 146m. Color
Reparto Gary Cooper, Paulette Godard, Howard Da Silva, Boris Karloff, Cecil Kellaway, Ward Bond, Henry Wilcoxon, C. Aubrey Smith.

“Nunca has visto a una cierva cercada por una manada de lobos o lo que le han hecho a una mujer blanca después de una partida de guerra india. No sabéis lo que vale la libertad hasta que se pierde”

Animosa epopeya ambientada poco antes de la Guerra de la Independencia de los Estados Unidos, encauzada a defender el derecho a la libertad a través de una acalorada exaltación del estoicismo y la audacia evidenciada por los colonos británicos en las duras contiendas bélicas que mantuvieron con las tribus indias. Como de costumbre, De Mille obvió toda rigurosidad histórica para ampararse en un poderoso presupuesto que le permitiera alcanzar la máxima espectacularidad posible para proyectar su peculiar idiosincrasia fílmica, nutrida de un tratamiento racista rotundo y unas fijaciones eróticas sustentadas en un sadismo tan subrepticio como desproporcionado. Sin embargo, este cúmulo de excesos no resultó perjudicial y, curiosamente, reforzaría el valor de una apasionante y dilatada aventura, enérgicamente narrada y modélicamente fotografiada en Technicolor por Ray Rennahan. En el apartado interpretativo, cabe destacar a la maravillosa Paulette Godard en el papel de una atractiva e impetuosa convicta inglesa, cuya agitada supervivencia parecía irremisiblemente ligada a su héroe: el valeroso capitán encarnado por Gary Cooper.

Otras películas donde se enaltece el derecho a la LIBERTAD

Tormenta mortal – Frank Borzage (1940)
Ben-Hur – William Wyler (1959)
Braveheart – Mel Gibson (1995)

ENCUENTRO (Satanás)

Coincidencia o reunión de dos o más personas o cosas en un mismo lugar. (oxforddictionaries.com)

“El encuentro de dos personas es como el contacto de dos sustancias químicas: si hay alguna reacción, ambas se transforman”
Carl Gustav Jung (1875-1961) Médico psiquiatra, psicólogo y ensayista suizo

SATANÁS (The black cat) – 1934

satanas2

Director Edgar G. Ulmer
Guion Peter Ruric
Fotografía John Mescall
Música Heinz Roemheld
Producción Universal
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 67m. B/N
Reparto Boris Karloff, Bela Lugosi, Jacqueline Wells, David Manners, Henry Armetta, Lucille Lund, Egon Brecher, Albert Conti, John Carradine.

“Esta noche, en la luna nueva, se celebran los ritos de Lucifer. Y, si no me equivoco, él pretende que usted juegue un papel en ese ritual. Un papel muy importante”

Gracias a una maniobra comercial tan sugerente como era la de enfrentar por vez primera a las dos principales estrellas del terror de la época, Boris Karloff y Bela Lugosi, la Universal tuvo la única oportunidad de disfrutar del poco reconocido talento de Edgar G. Ulmer en este sórdido y perturbador relato en torno a la venganza que un enigmático científico emprende contra el demoníaco arquitecto que provocó su encarcelamiento. Bajo la prestigiosa coartada intelectual de Edgar Allan Poe, de quien únicamente se tomaba prestada la silueta del gato que facilitaba el título original, la película concebía una dantesca mansión modernista en pleno corazón centroeuropeo (concretamente Hungría) con el propósito de dar rienda suelta a un completo catálogo de perversiones (homicidio, devoción satánica, sadismo, necrofilia…) a través de una atmósfera tan desquiciada como angustiante y un tratamiento formal de abigarrado refinamiento. En definitiva, un irrefutable clásico del cine fantástico que, con casi toda seguridad, puede considerarse como el trabajo más reputado de su director.

Otras películas donde las dos principales figuras de un género formalizaron su primer ENCUENTRO

Ángeles con caras sucias – Michael Curtiz (1938) / Humphrey Bogart y James Cagney
Ziegfeld Follies – V.Minnelli, G.Sidney, C.Walters y otros (1945) / Fred Astaire y Gene Kelly
Candilejas – Charles Chaplin (1952) / Charles Chaplin y Buster Keaton

MOMIA (La momia)

Cadáver de un ser humano o de un animal que, mediante embalsamamiento o por circunstancias naturales, se ha mantenido en aceptable estado de conservación mucho tiempo después de la muerte. Existen regiones y lugares que por sus características de sequedad extrema, frialdad, alcalinidad, aislamiento de la intemperie o de los microorganismos, causan que un cadáver se momifique en lugar de que se degrade por completo, como sucede normalmente en casi cualquier parte de la biósfera terrestre. La noción de momia está asociada a la de un cadáver embalsamado o preparado con la intención de conservarlo el mayor tiempo posible, usualmente por razones religiosas (…) Algunas antiguas culturas han dado, en variadas ocasiones a lo largo de la historia, una gran importancia a la conservación de los cadáveres de sus difuntos como parte de sus ritos y costumbres funerarias. El Antiguo Egipto es el ejemplo más conocido de cultura que efectuaba la momificación ritual de sus muertos. (Wikipedia)

“¡Cultura y civilización, esto es, el cuerpo vivo y la momia de un ser animado!”
Oswald Spengler (1880-1936) Filósofo e historiador alemán

LA MOMIA (The mummy) – 1932

mummy

Director Karl Freund
Guion John L. Balderston
Fotografía Charles Stumar
Música James Dietrich y Piotr I. Tchaikovsky
Producción Universal
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 73m. B/N
Reparto Boris Karloff, Zita Johann, David Manners, Arthur Byron, Edward Van Sloan, Noble Johnson, Bramwell Fletcher, Kathryn Byron.

“Mi amor ha perdurado más que los templos de nuestros dioses. Ningún mortal ha sufrido tanto como yo por ti”

El primer título como realizador de uno de los directores de fotografía más brillantes de la historia del cine, habitual colaborador de F.W. Murnau, fue este clásico del cine de aventuras fantásticas que rompió moldes dentro del formulario de la Universal al introducir una arrebatadora historia de amor en su argumento, por cierto, original de Nina Wilcox Putnam y Richar Schayer. Más allá de su terrorífico e inolvidable arranque, como es la antológica escena en la que el cadáver momificado del sacerdote Im-ho-tep, tras estar enterrado en la tumba durante tres mil setecientos años, recobra la vida en la tienda de los arqueólogos profanadores, el film deviene una desesperada manifestación de poesía y romanticismo, urdida con una fascinación estética deudora del pasado expresionista de su autor. Cabe destacar la creación del malévolo y apasionado nigromante faraónico a cargo del mítico Boris Karloff, eficazmente maquillado por Jack Pierce, así como la intervención de la fugaz estrella Zita Johann. En 1959, Terence Fisher ofreció una convincente relectura homónima del tema, inclusa en pleno proceso de revitalización de los mitos del terror emprendido por la Hammer, mientras que Stephens Sommers retomó su espíritu en una ágil diversión al servicio de la infografía y los efectos especiales, THE MUMMY (1998).

Otras películas sobre MOMIAS

Los ojos de la momia – Ernst Lubitsch (1918)
La maldición de la momia – Michael Carreras (1964)
Adele y el misterio de la momia – Luc Besson (2010)

PATRULLA (La patrulla perdida)

Grupo pequeño de soldados o personas armadas que vigilan una zona o están encargadas de realizar una misión militar. (Larosse Editorial)

“Es cierto que la cuestión política no penetra profundamente en los detalles de la guerra; no se colocan los centinelas, no se conducen las patrullas según las consideraciones políticas. Pero la influencia del elemento político es tanto mayor, cuando se hace el plan de toda la guerra, de la campaña y a menudo también de una batalla”
Carl Von Clausewitz (1780-1831) Militar prusiano

LA PATRULLA PERDIDA (The lost patrol) – 1934

perdida

Director John Ford
Guión Dudley Nichols y Garret Ford
Fotografía Harold Westrom
Música Max Steiner
Duración 74m. B/N
Reparto Victor McLaglen, Boris Karloff, Wallace Ford, Reginald Denny, Brandon Hurst, Billy Bevan, J.M. Kerrigan, Alan Hale, Douglas Walton.

“Creo en muchas cosas: en un buen caballo, en el pastel de riñones y en un tipo llamado George Brown. En la estupidez de esta guerra, en el miedo, en emborracharme para ser valiente y ser valiente para emborracharme. En el frescor del mar cuando nadas y en la fortaleza del vino”

En su primer largometraje sonoro, inspirado en la narración Patrol de Philip McDonald, Ford trazó con frugalidad y concisión uno de aquellos retratos del grupo humano unido ante las adversidades de un conflicto común, que, con tanta enjundia y asiduidad, elaboró a lo largo de su dilatada filmografía. En esta ocasión, las contradicciones vitales y la permutación de conductas del colectivo se ubicaban en el inclemente desierto de Mesopotamia (falseado gracias a los estériles parajes de Yuma, Arizona), en el transcurso de la Primera Guerra Mundial, donde una reducida patrulla de soldados británicos sufría el implacable asedio de los árabes, cuya oculta omnipresencia acrecentaba el hermetismo de una atmósfera angustiosa, enrarecida y fantasmagórica. El film deparaba un riguroso ahondamiento en los distintos caracteres de sus personajes, posteriormente imitado hasta la saciedad, en el que no faltaba el particular sentido épico de su autor o sus conocidas referencias bíblicas, aquí de la mano de un Boris Karloff cuyos asermonados excesos interpretativos rozaban la ridiculez.

Otras películas sobre PATRULLAS

Un paseo bajo el sol – Lewis Milestone (1945)
Los desnudos y los muertos – Raoul Walsh (1958)
La patrulla de la montaña – Lu Chuan (2004)