CAZA (El cazador)

Persecución de un animal para quitarle su libertad o matarlo, con fines simplemente deportivos o para alimentarse. Solo el hombre practica la caza por placer (…) Fue una de las primeras actividades humanas en procura de alimento, característica de los grupos nómadas, al igual que ciertos animales carnívoros como los lobos, leones o tigres (…) Se distingue entre caza mayor y menor. La primera comprende animales de mayor porte como jabalíes, ciervos y lobos; la segunda es de animales pequeños como liebres, palomas, conejos, etc. (deconceptos.com)

“Lo que hay que preguntarse no es si la caza es cruel o no lo es, sino qué procedimientos de caza son admisibles y qué otros no lo son”
Miguel Delibes (1920-2010) Novelista español

EL CAZADOR (The deer hunter) – 1978

cazador

Director Michael Cimino
Guion Deric Washburn
Fotografía Vilmos Zsigmond
Música Stanley Myers
Producción EMI Films/Universal
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 183m. Color
Reparto Robert De Niro, Christopher Walken, Meryl Streep, John Savage, John Cazale, George Dzundza, Chuck Aspegren, Amy Wright.
* Stanley Myers – Cavatina

“A un venado hay que matarlo de un solo disparo. Se lo digo a todos, pero no me escuchan”

Crónica punzante y elegíaca sobre el desencanto, la perplejidad o el vacío existencial, entre otros irreversibles traumas, que conllevaron los dramáticos efectos de la guerra del Vietnam en toda una generación de norteamericanos, en esta ocasión, representados por una pequeña comunidad proletaria de origen eslavo asentada en Clairton (Pennsylvania). A través de una conciliación de grandeza e intimismo tan perspicaz e intensa como algo desproporcionada, la película estructuraba su extenso metraje en dos grandes bloques: un primer segmento de carácter costumbrista, que incidía en plasmar la amistad de tres obreros siderúrgicos (De Niro, Walken y Savage) pormenorizando la celebración y el banquete de una boda ortodoxa y realzando el casi sagrado ritual de la caza del ciervo en los montes Allegheny, y, una segunda parte, centrada en captar con crudo realismo su escalofriante participación en el horror de la contienda bélica (con el archievocado episodio de la ruleta rusa en el infecto campamento del Vietcong) y las devastadoras secuelas psicológicas que ésta trajo consigo.

Otras películas que tratan el mundo de la CAZA

La caza – Carlos Saura (1966)
Dersu Uzala – Akira Kurosawa (1975)
Los santos inocentes – Mario Camus (1984)

7 comentarios

  1. Hace un par de meses me ocupé de la melodía que acompaña a esta película, la misma que señalas en tu entrada, una pieza de guitarra clásica escrita en 1970 por el compositor británico Stanley Myers para la película británica “El precio de amar” (1970), aunque cuando se hizo realmente famosa fue ocho años después, como tema principal de “El Cazador”. Estuve buscando por si habías hablado de “El Cazador” en tu blog, para enlazar tu entrada, ahora ya lo puedo hacer. La música es triste y melancólica, desde mi punto de vista es perfecta para esta película. Aprendí lo que era la “ruleta rusa” con esta película, cuando era un chaval, nunca se me olvidará. Con tu permiso, aquí dejo el enlace sobre “Cavatina”: https://laguitarradelasmusas.com/2021/03/02/john-williams-the-shadows-monty-alexander-cavatina/
    Un abrazo, Antonio.

    Me gusta

  2. Oigo esas notas, y me emociono.
    El cazador es una película para mí inolvidable, con momentos que me impactaron la primera vez que la vi. Entre esos momentos, el que nombra Raúl de la ruleta rusa, pero también ese desolador banquete final…
    En las películas del Oeste hay muchos cazadores, pero hoy recuerdo Las aventuras de Jeremiah Johnson.

    Beso
    Hildy

    Me gusta

    1. Así es. De hecho, estuve a punto de incluir la película de Pollack protagonizada por Robert Redford. Otro memorable título sobre caza lo hallamos en aquella especie de homenaje a la figura de John Huston a cargo de Clint Eastwood, ‘Cazador blanco, corazón negro’. Besos.

      Me gusta

  3. Excelente crónica con la que coincido en gran parte. No me importa repetirme, pero es que concentrar en un texto relativamente breve la esencia de cualquier película es de un extraordinario mérito, y tú lo haces día sí y día también. Admirable. No soy yo un entusiasta de esta excesiva película por metraje y concepción, aunque atesora indiscutibles bondades. Un abrazo grande.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .