LOCURA (Nido de víboras)

Privación del uso de la razón o del buen juicio. Hasta finales del siglo XIX, la locura se relacionaba con el rechazo de las normas sociales establecidas. Incluso, era común que se confundiera con ciertos trastornos, tales como la epilepsia o la bipolaridad. En la actualidad, la noción de locura está vinculada a un desequilibrio mental que se manifiesta en una percepción distorsionada de la realidad, la pérdida del autocontrol, las alucinaciones y los comportamientos absurdos o sin motivo. (definicion.de)

“En el amor siempre hay algo de locura, mas en la locura siempre hay algo de razón”
Friedrich W. Nietzsche (1844-1900) Filosofo alemán

NIDO DE VÍBORAS (The snake pit) – 1948

Director Anatole Litvak
Guión Frank Partos y Millen Brand
Fotografía Leo Tover
Música Alfred Newman
Producción 20th. Century Fox
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 108m. B/N
Reparto Olivia de Havilland, Mark Stevens, Leo Genn, Celeste Holm, Leif Erikson, Beulah Bondi, Lee Patrick, Betsy Blair.

“Recuerdo que una vez leí en un libro que, hace mucho tiempo, solían poner a la gente loca en fosas llenas de serpientes. Creo que pensaron que algo que podría volver loca a una persona normal, podría devolverle la cordura a una persona enferma. ¿Alguna vez oíste hablar de eso?”

Una de las primeras películas norteamericanas en abordar de lleno el complejo mundo de la locura, basada en la homónima y parcialmente autobiográfica novela de May Jane Ward, donde lejos de exprimir la vertiente psicoanalítica del relato (tan de moda en el cine hollywoodiense del momento) se optaba por recrear con poderosa fuerza dramática y desde un siniestro prisma de claustrofóbico onirismo tantos los horrores cotidianos como los dudosos métodos rehabilitadores de cualquier sanatorio mental, sirviéndose para ello de una puesta en escena de trazo expresionista y unas convincentes interpretaciones femeninas encabezadas por una extraordinaria Olivia de Havilland. Aderezando la narración con una oportuna utilización del flashback, el ucraniano Litvak evidenció una solvencia caligráfica más que notable al describir el enquistado complejo de culpabilidad que atormenta y trastorna al personaje protagonista en este rabioso melodrama negro, que, pese a tener ciertos problemas con la censura, alcanzó una importante resonancia hasta convertirse en un producto sumamente rentable.

Otras películas que abordan el tema de la LOCURA

Repulsión – Roman Polanski (1965)
Una mujer bajo la influencia – John Cassavetes (1974)
Spider – David Cronenberg (2002)

7 comments

  1. Cada vez veo más películas de Anatole Litvak y me resulta un realizador a reivindicar. Nido de viboras no es solo una gran Olivia de Havilland, sino una crítica de la época a cómo abordar la salud mental en los centros psiquiátricos. Pero además Litvak siempre ofrece una mirada muy especial.
    Y es que la locura se ha abordado mucho en el cine. Pones tres buenos ejemplos.Me vienen a la cabeza las recientes Locas de alegría o Elling. No me olvido de Quills o Alguien voló sobre el nido del cuco. E imposible olvidar otra clásico, uno de Fuller, Corredor sin retorno.

    Beso
    Hildy

    Me gusta

  2. Una cinta muy interesante sobre la locura,la juventud y el amor es DAVID AND LISA de 1962,que se debe a un interesante binomio de marido director(Frank Perry) y esposa guionista(Eleanor Perry)que en la década de los ´60 hicieron otras 2 buenas películas:THE SWIMMER con Burt Lancaster y THE LAST SUMMER con una muy joven Barbara Hershey

    Me gusta

    1. Estoy convencido que el concepto de locura es mucho más amplio y complejo, José Manuel. Simplemente necesitaba una definición para introducir el tema, y esa me pareció adecuada. Creo entender que te dedicas a asuntos relacionados con la salud mental, por lo que puedes ampliar o enmendar dicha definición según tu criterio si te parece oportuno. Un saludo y bienvenido al blog.

      Me gusta

      1. Hola. Antonio
        Sí, soy enfermera de salud mental pero no pretendía corregir ni enmendar nada.
        Me llama la atención la definición porque, salvo las alucinaciones, las demás manifestaciones me parecen bastante comunes para el común de los mortales. E incluso las alucinaciones, sobretodo las auditivas y olfativas, son relativamente frecuentes en la población general.
        En cierta manera, bajo esta definición estaríamos todos locos 😉
        Por otro lado, cada vez me siento más incapaz de definir objetivamente la locura.
        Gracias por responderme.
        ¡Un saludo!

        Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.