Alexander Payne

SENILIDAD (Nebraska)

1. Ancianidad, edad senil.
2. Degeneración progresiva de las facultades físicas y psíquicas debida a la alteración producida por el paso del tiempo en los tejidos.
(Espasa-Calpe)

«Usted cree en un Dios que juega a los dados, y yo en un orden y una ley completos en un mundo que existe objetivamente, y que yo, en una forma altamente especulativa, intento capturar (…) Ni siquiera el gran éxito inicial de la teoría cuántica me hace creer en el juego de dados fundamental, aun cuando estoy advertido que sus colegas más jóvenes lo interpretan como una consecuencia de la senilidad»
Albert Einstein (1879-1955) Físico alemán de origen judío

NEBRASKA (Nebraska) – 2013

nebraska

Director Alexander Payne
Guion Bob Nelson
Fotografía Phedon Papamichael
Música Mark Orton
Producción Bona Fide
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 115m. B/N
Reparto Bruce Dern, Will Forte, Stacy Keach, Bob Odenkirk, June Squibb, Missy Doty, Kevin Kunkel, Angela McEwan, Melinda Simonsen.

«Hasta duerme con esa maldita carta. Se la ha aprendido palabra por palabra. Yo creía que no podía aprenderse ya nada de memoria»

Su itinerante delectación por el paisaje rural y los ambientes costumbristas, un eficaz uso de la retórica y la entrañable acidez humanista que irradia su particular simbiosis entre comedia cáustica y melodrama existencial, en otros signos distintivos de Alexander Payne, se dan cita en este juicioso y sincero retrato de la vejez en apropiado blanco y negro, que, con casi toda seguridad, emerge como su película más personal, desnuda y profunda realizada hasta la fecha. Un hermético anciano con problemas con el alcohol y evidentes síntomas de demencia senil (impresionante Bruce Dern), engatusado por una artimaña publicitaria que lo identifica como ganador de un millón de dólares e impulsado por el redentor gravamen de la conciencia, arrastra a su insulso hijo menor a emprender un descabellado viaje desde Billings (Montana) hasta Lincoln (Nebraska) para zanjar la ilusión de cobrar el premio. Este somero planteamiento depara una conciliadora aventura generacional, nutrida de solidaridad e indulgencia, que reflexiona sobre el sentido de la dignidad con placentera contemplación, sin perder el equilibrio entre la melancolía y el aliento poético.

Otras películas que abordan el dramático encanto de la SENILIDAD

El cochecito – Marco Ferreri (1960)
En el estanque dorado – Mark Rydell (1981)
En la ciudad sin límites – Antonio Hernández (2002)

CATA (Entre copas)

1. Degustación de un alimento o una bebida para determinar sus características y su sabor.
2. Porción de alguna cosa que se prueba.
(2005 Espasa-Calpe)
En la cata de vinos (o degustación de vinos) no sólo se utiliza el paladar para degustar, sino el olfato y la vista. De ahí que el lugar ideal para hacer la cata debe ser bien iluminado, aireado, silencioso, carente de olores y a temperatura media. Las copas a usar por los catadores deben ser transparentes e incoloras, para apreciar su color y brillo. En la cata, los catadores prueban con atención distintos tipos de vinos para apreciar sus cualidades, escriben sus impresiones y asignan puntaje. También existen degustaciones turísticas o para clientes que no necesariamente puntúan los vinos, sino simplemente lo disfrutan. Hay que diferenciar la degustación profesional de la de consumidores o aficionados. (Wikipedia)

«Se aprende a ser cocinero, pero se nace catador»
Jean Anthelme Brillat-Savarin (1755-1826) Jurista francés

ENTRE COPAS (Sideways) – 2004

entre

Director Alexander Payne
Guión Alexander Payne y Jim Taylor
Fotografía Phedon Papamichael
Música Rolfe Kent
Producción Fox Searchlight Pictures
Nacionalidad Estados Unidos
Duración 123m. Color
Reparto Paul Giamatti, Thomas Haden Church, Virginia Madsen, Sandra Oh, Marylouise Burke, Jessica Hecht, Shaun Duke, Patrick Gallagher.

«Me gusta pensar en la vida del vino, en que es una cosa viva. Me gusta pensar en qué pasaba el año en que crecían las uvas, en cómo brillaba el sol o si llovía. Me gusta pensar en toda la gente que cuidó y recogió las uvas, y, si es un vino añejo, en cuántos de ellos ya deben estar muertos. Me gusta ver como un vino sigue evolucionando…»

Insistiendo en la figura del perdedor y sus disyuntivas vitales, entre otras, la insatisfacción afectiva, la frustrante pesadumbre de la soledad o la apremiante recuperación de una identidad perdida, Payne elaboró una comedia de gama alta, perfil clásico y bouquet tan complejo como equilibrado, que revitalizó en su día los cursos de catas y las visitas a bodegas, y, tras un óptimo período de envejecimiento, contribuye ahora a ennoblecer la discreta cosecha hollywoodiense del pasado decenio. El divergente proceso de aceptación personal que compulsan dos antagónicos amigos (un deprimido aspirante a escritor divorciado y un testosterónico actor en horas bajas a punto de casarse) en el transcurso de una ruta vinícola por el californiano valle de Santa Ynez, según una novela de tintes autobiográficos de Rex Pickett, deja a su paso por boca una sensación de frescura, elegancia y sutil regusto amargo gracias a un guión sabiamente estructurado, una dirección colmada de armonía, madurez e intensidad y unas interpretaciones plenas de matices, donde Virgina Madsen goza por fin de un papel acorde a su desaprovechado talento.

Otras películas sobre CATAS DE VINOS

Guerra de vinos – Randall Miller (2008)
El camino del vino – Nicolás Carreras (2010)
Tu seras mon fils – Gilles Legrand (2011)