AVENTURA (El hombre que pudo reinar)

Suceso extraño o poco frecuente que vive o presencia una persona, especialmente el que es emocionante, peligroso o entraña algún riesgo. (google.es)
Género de aventuras. Dicho de una obra literaria o cinematográfica que centra su atención en los episodios sucesivos de una acción tensa y emocionante. (RAE)

“Cualquiera que sea el tiempo en que se nace hay que embarcarse en la aventura de ese tiempo o quedas varado hasta que te mueres, sea en el siglo que sea. Solo te conceden una vida, unos años, si los vives intensamente es como si vivieras diez vidas”
Alberto Vázquez-Figueroa (1936-) Novelista, periodista e inventor español

EL HOMBRE QUE PUDO REINAR (The man who would be king) – 1975

Director John Huston
Guion John Huston y Gladys Hill
Fotografía Oswald Morris
Música Maurice Jarre
Producción Columbia/Devon/Persky-Bright/Allied Artists
Nacionalidad Reino Unido/ Estados Unidos
Duración 129m. Color
Reparto Sean Connery, Michael Caine, Christopher Plummer, Saeed Jaffrey, Doghmi Larbi, Shakira Caine, Karroom Ben Bouih, Jack May, Mohammed Shamsi.

“No creo que el mundo haya mejorado gracias a nosotros (…) Ni tampoco creo que nadie llore nuestra muerte (…) No hemos realizado muchas buenas acciones (…) Pero, ¿cuánta gente ha viajado lo que nosotros y visto lo que nosotros?”

Recuperando el viejo espíritu de los grandes clásicos de aventuras, John Huston trasladó su tierno pero implacable entusiasmo por la mítica del perdedor a los imperiales confines del colonialismo anglosajón del siglo XIX para formalizar un sarcástico y vitalista ensalzamiento a la lealtad, a la épica de la ilusión y los anhelos fraguados de poder y fortuna, que muy bien podría ser encuadrado entre lo mejor de su dilatada filmografía. Tomando como punto de partida un relato corto de Rudyard Kipling, incluido como un personaje más en el transcurso de la narración, reconstruía los distintos avatares de dos pícaros trotamundos huidos del ejército británico en la India de 1880, que, movidos por la ambición y la soberbia, llegan hasta las ignotas tierras de Kafiristán con la vanidosa pretensión de levantar un imperio. A través de una narración impecable, un tratamiento visual francamente atractivo y una pareja protagonista de excepción, la película reflexiona con lúcido discernimiento humanista sobre la amistad, el heroísmo, el frenesí por la aventura y la impostura que genera la codicia.

Otras grandes películas del género de AVENTURAS

Robin de los bosques – Michael Curtiz y William Keighley (1938)
Lawrence de Arabia – David Lean (1962)
En busca del arca perdida – Steven Spielberg (1981)

7 comentarios

  1. “Aventura” es una palabra especial. Es más, es una de mis palabras favoritas. Escuchada o leída en una de esas tardes lluviosas de confinamiento puede hacer incluso que mi pulso se acelere inesperadamente. Quizá de tanto abusar de ella se ha visto un poco devaluada, como le ha podido pasar a “dantesco” o a la ya mítica “desescalada”.
    Vi “El hombre que pudo reinar” siendo un chaval, y solo puedo recordar que salían Sean Connery y Michael Caine tocados con sombreros coloniales, pero su aroma a aventura tuvo que permanecer escondido en algún recoveco de mi memoria. Quién sabe, a lo mejor el origen de mi fascinación por esa palabra se gestó en aquel primer visionado.

    Me gusta

  2. Esta película es una obra maestra. La quintaesencia de John Huston y de Rudyard Kipling. No obstante, he de decir que, para mi, eso de la aventura está muy bien, sobre todo cuando estás leyéndola en un libro o viendo una película. No creo que vivir demasiadas aventuras te ayude demasiado en la vida. Si acaso te la acorta, suponiendo que vivas para contarlo. La cita de Vazquéz-Figueroa es muy epatante, pero si vivir una vida aventurera “con intensidad” equivale a vivir diez vidas normales, también hay que decir que se multiplican por diez las oportunidades de que no puedas contarlo. Así que yo, por si acaso, prefiero no intentarlo. Sin ir más lejos, hay momentos en “El hombre que pudo reinar” que si los ves con distancia crítica e imparcial resultan increíbles y poco verosímiles. No obstante, los que la vemos con buenos ojos preferimos fijarnos más en su maravilloso y sardónico humor, en la química de los protagonistas, en el exotismo de los paisajes y de los secundarios, en la excepcional banda sonora de Maurice Jarre y en la inspirada realización del veterano Huston.

    Eso sí, Kipling y Jack London son dos narradores extraordinarios.

    Un abrazo.

    Me gusta

  3. Una de las películas más hermosas de la historia del cine. De los directores con más capacidad para hablar del animal humano desde la sencillez conceptual. Probablemente el más difícil y legítimo. De una romántica ternura que ya no tiene cabida en este mundo. Una maravilla.

    Me gusta

    1. Y ese humor, Altaica, ese humor sardónico tan marca de la casa…..Yo leí también el libro, y creo que en su mayoría es aportación personal de Huston y de su guionista Gladys Hill. Pero que bien casa con Kypling, qué bien. Qué gran película…..

      Me gusta

  4. Peliculón. Y como dicen por acá la química entre Caine y Connery es destacable. Creo que una aventura, como todo en la vida, es recomendable vivirla, de alguna manera. En el caso de los protagonistas de esta película, que para eso es una película, las aventuras eran su modo de vida, y como bien apuntan también por aquí, puedes perderte entre tanta aventura, incluso sentir insatisfacción por el, y luego qué? o puedes no contarlo, que entra dentro de las posibilidades.
    Sea como fuere, es una película digna de ver en mi proyector después de muchos años sin verla. 🙂

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .